A veces hay que dar un paso atrás para poder dar dos hacia adelante. Eso fue lo que hizo Borja Domínguez, el último fichaje del Lugo. El centrocampista de 27 años vuelve a su tierra (donde ya pasó el tramo final de la pasada temporada) y a LaLiga 1|2|3, de donde nunca debió salir. Córdoba Alcorcón ya le disfrutaron, y ahora será el Anxo Carro quién tendrá el privilegio de contemplar al jugador vigués.

Más experencia que números

Apenas 47 partidos disputados en la categoría de plata, con 3 goles anotados. Esas son las estadísticas de Borja a día de hoy. Sería como haber jugado una temporada entera, pero la realidad es que el jugador bien podría haber jugado hasta tres. La primera en el Nuevo Arcángel, y las últimas en Santo Domingo, aunque tuviera que salir cedido al Pontevedra el pasado mes de enero.

Centrocampista con buena técnica con el balón, que sabe aprovechar muy bien su físico y con capacidad de sacrificio en defensa, factor muy importante en esta Segunda División. Ha demostrado saber adaptarse a muchos esquemas diferentes y en Lugo tampoco será una excepción.

El Mini Estadi, un antes y un después

10 de febrero de 2018. El Alcorcón visitaba al Barcelona B. Los alfareros, entonces entrenados por Julio Velázquez, no estaban en su mejor momento y su crisis de juego y resultados eran más que notables. Pese a todo, Domínguez había participado en 21 de las 25 jornadas disputadas. Aquel día salió como titular, su equipo ganó, pero el peaje para él fue enorme. Rotura del ligamento cruzado anterior y de ligamento lateral interno de su rodilla derecha.

Un año y ocho meses después, Borja reaparecía en un terreno de juego, precisamente el Anxo Carro, para disputar los últimos siete minutos de la eliminatoria de Copa del Rey que acabaría con victoria gallega por 1-0. Tres semanas más tarde, también frente al Lugo, disputó su último partido de liga con la camiseta alfarera.

Cesión para recuperar sensaciones

Sin minutos con Cristóbal Parralo, la cesión al Pontevedra le devolvió esa sensación de volver a sentirse futbolista. 15 partidos disputados, 13 de ellos como titular, y la opción de pelear por el playoff de ascenso hasta el tramo final de la temporada. Pese a no lograr ese objetivo, Borja consigue su “ascenso” a nivel personal volviendo a la categoría de plata. Si las lesiones se lo permiten, el Lugo incorpora a un jugador que apunta a ser importante de cara a la próxima temporada.

Deja un comentario