El Albacete se perfila para soñar

El Albacete de Luis Miguel Ramis arrancó su preparación para próxima campaña en la Ciudad Deportiva Andrés Iniesta el pasado miércoles 10 de julio. Lo hizo con varias caras nuevas entre los integrantes de la disciplina manchega. Y es que el “Alba” ha perdido jugadores clave que la pasada temporada fueron fundamentales en la clasificación para los play-offs. Debido a este factor, el conjunto manchego se ha reforzado en varias posiciones clave para que el engranaje del técnico tarraconense funcione a la perfección.

Así las cosas, tras la marcha de Eugeni Valderrama, Aleix Febas, Álvaro Tejero y la inminente salida de Jérémie Bela, la secretaría deportiva, comandada por Mauro Pérez, no ha tenido más remedio que reinventarse para seguir compitiendo en la división de plata. La pesquisa para el directivo canario es clara: futbolistas que militan en Primera en calidad de cedidos y jugadores que conozcan la Liga 1|2|3. De esta manera, ha sido posible reforzar la parcela ofensiva con Dani Ojeda y Álvaro Jiménez.

Dani Ojeda, un joya a pulir por Ramis

A priori, Dani Ojeda es el refuerzo que más ilusiona a la parroquia albacetista. Y es que el canario lleva siendo pretendido por los manchegos desde el pasado mercado invernal, cuándo sonó con fuerza como posible fichaje. Finalmente, el joven extremo puso rumbo al Granada, con el que jugó 17 partidos (10 como titular) y anotó un tanto. Si bien sus apariciones en el conjunto nazarí fueron algo intermitentes, el futbolista propiedad del Leganés, dejó algunos detalles de calidad impropios de la categoría, fruto de la clase que emana de sus botas.

Albacete

Dani Ojeda celebrando su único gol con el Granada | Fuente: Dani Ojeda

Ahora, Dani Ojeda disfrutará de una oportunidad que no puede dejar pasar si quiere hacerse un nombre en la categoría y poder disfrutar de la Liga Santander en un futuro. El canario, tras una temporada difícil debido a la inactividad hasta enero, gozará de la confianza del cuerpo técnico desde el inicio de competición. Este debe ser un detalle clave en el devenir del futbolista en el club blanco. Y es que, tan importante es el potencial de Ojeda, factor que nadie pone en duda, como la capacidad para adquirir los conceptos clave para el desarrollo de los automatismos que Luis Miguel Ramis impuso a la plantilla. En el Albacete continúa el grueso de jugadores que alcanzaron los play-offs de ascenso la pasada campaña.

Álvaro Jiménez, apuesta arriesgada en banda

Para reforzar una posición en la que el año pasado el Albacete flojeó debido al rendimiento irregular de Néstor Susaeta como de Javier Acuña, Álvaro Jiménez desembarca en el conjunto manchego. Su objetivo, hacer “suya” la banda derecha del Carlos Belmonte. El extremo cordobés de 24 años llega cedido por una temporada procedente del Getafe CF, aunque el curso pasado estuvo en las filas del Sporting de Gijón. En las filas del club rojiblanco, destacó en la primera parte de la temporada pero acabó hundido en el ostracismo. Las lesiones y una teórica mala relación con José Alberto, los posibles motivos de ello.

A pesar de su irregular curso, Álvaro Jiménez puede ser un futbolista diferencial si coge confianza desde el inicio liguero. Contará con el apoyo de un Ramis al que le gusta apostar por los jugadores jóvenes. La preparación del cordobés durante la pretemporada será clave para el desarrollo de un futbolista con mucho desborde y calidad. Si logra evitar unas desconexiones que hacen de él un futbolista intermitente, podrá mostrar las cualidades de un futbolista con un potencial enorme.

Estos dos refuerzos, unidos a la renovación de Roman Zozulia y a la compra definitiva de Rei Manaj, suponen un gran salto de calidad para la plantilla albacetista. El conjunto de Ramis, al menos por nombres, tendrá una de las mejores delanteras del campeonato, pero habrá que ver como encajan todos estos jugadores en los planes del entrenador catalán.

Necesaria renovación en la medular

En el centro del campo, la marcha de Eugeni Valderrama, Aleix Febas y Dani Torres (que vuelve al Alavés tras cesión) han dejado  un gran vacío en la medular del conjunto manchego. Se trata de tres jugadores que eran parte fundamental de la sala de máquinas del “Queso Mecánico”. Así las cosas,  Karim Azamoum, procedente del Cádiz CF, y Manu Fuster, del Guijuelo, son los futbolistas que han reforzado el centro del campo de los manchegos. El mediocentro francés apenas contó para el conjunto de Cervera y a partir de enero jugó a las órdenes de Pacheta en el Elche, siendo uno de los primeros jugadores en salir desde el banquillo.

El futbolista de 29 años llega al Albacete para las próximas tres temporadas. Azamoum es un clásico box to box con mucho sacrificio defensivo pero también goza de buena salida de balón. Una gran capacidad para llegar a zona de tres cuartos y crear peligro partiendo desde la medular es otra de sus mayores virtudes. A pesar de no haber gozado de muchas oportunidades la temporada pasada, la secretaría técnica considera que puede ser un activo importante en los planes de Ramis de cara al nuevo curso liguero.

Albacete

Karim Azamoum con la camiseta del Elche | Foto: LaLiga

La juventud de Fuster y alguna incorporación pendiente

En cuanto a Fuster, joven valenciano de tan solo 21 años que puede jugar tanto de mediapunta como de mediocentro, llega por cuatro años a la disciplina albaceteña. En las dos últimas temporadas, ha jugado 64 partidos y ha anotado nueve tantos con la elástica del Guijuelo en Segunda División B. Manu Fuster se trata de una apuesta de presente y futuro por parte de la directiva del Alba, que ha puesto muchas esperanzas en el futbolista valenciano y le han dado la confianza necesaria para que el ex del Guijuelo se haya decantado por la oferta de los manchegos.

Además de Karim Azamoum y Manu Fuster, se espera la llegada de un futbolista más, como mínimo, que refuerce la mermada medular del Albacete. A juzgar por las declaraciones de Mauro Pérez, uno de estos futbolistas llegará cedido procedente de la Liga Santander. Así las cosas, la gran temporada que ha cuajado Dani Torres en el conjunto manchego, hace que el futbolista colombiano sea una de las pretensiones de una secretaría deportiva que trabaja por igualar, como mínimo, el buen rendimiento del equipo la pasada campaña en el centro del campo.

Refuerzos en defensa para sustituir a Tejero

La marcha de Álvaro Tejero ha dejado un vacío enorme en el lateral diestro del conjunto manchego y resultará muy complicado que otro futbolista pueda igualar el nivel exhibido por el canterano madridista. Gracias a su gran temporada, Tejero gozará de una oportunidad en la Liga Santander en las filas del Eíbar. Así las cosas, nada más comenzar el mercado estival, el Alba cerró la incorporación de Steeve Furtado, futbolista francés de 24 años procedente del US Orléans de la Ligue 2. A pesar de que no ha gozado de muchas oportunidades debido al gran rendimiento que ha dado el veterano Gauthier Pinaud en el conjunto francés, Furtado tiene un gran margen de mejora debido a su juventud. Además, el galo llega gratis tras acabar contrato.

El otro defensa en llegar a la disciplina manchega ha sido Alberto Benito, procedente del Real Zaragoza. El futbolista de 26 años también es lateral derecho y goza de un gran cartel en la categoría. Incisivo y peligroso en ataque, en ocasiones se muestra demasiado blando en defensa. El jugador tarraconense llega al Alba con ganas de resarcirse tras una temporada lastrado por las lesiones que no le han permitido disputar demasiados partidos. Benito se trata de un defensor, al que si le respetan las lesiones, se convertirá en un pilar fundamental para Ramis.

Brazao, gran cartel para la portería

Albacete

Gabriel Brazao celebrando la victoria con Brasil Sub-17 | Fuente: FIFA.com

Por otro lado, el Alba trambién se ha reforzado en la portería, posición en la que cuenta con el mejor guardameta del curso pasado en la Liga 1|2|3, Tomeu Nadal. Se trata de Gabriel Brazao, joven brasileño de 18 años que llega cedido del Ínter de Milán, por el que este año el club italiano ha desembolsado 6.5 millones de euros a su club de origen, el Cruzeiro. A pesar de su juventud, Brazao cuenta con un gran cartel en Europa debido a su gran papel en el Mundial sub-17 hace dos años, en el que fue elegido Guante de Oro de la competición. Tras esta incorporación, existe la posibilidad de que el guardameta balear abandone la disciplina manchega, aunque Tomeu sigue sosteniendo que continuará en la disciplina manchega.

Plantilla prácticamente cerrada

Con estos movimientos en el mercado estival, Luis Miguel Ramis cuenta con varias posibilidades para formar un posible once titular, a falta de la llegada de algún refuerzo más en la zona medular o en la defensa. Si bien se espera que el técnico tarraconense alterne entre el 4-4-2 y el 4-2-3-1, los dos esquemas con los que el Alba alcanzó los play-offs la temporada pasada, la plantilla actual parece estar formada para el esquema de dos delanteros con el que acabó la temporada.

No obstante, está por ver si finalmente llega Dani Torres, un lateral izquierdo y algún defensa central a la disciplina manchega. La nota positiva es que, a mediados de julio, el Albacete comenzará su pretemporada con casi toda la plantilla cerrada, algo que seguro, beneficiará a los futbolistas y al cuerpo técnico en su puesta a punto.

Deja un comentario