Después de la tormenta, siempre llega la calma. En el nuevo Dépor de Juan Antonio Anquela, ahora toca la calma. Es el momento de no recordar el batacazo con el que se terminó la última campaña y pensar en el ilusionante arranque liguero que está a la vuelta de la esquina.

Riazor tiene que volver a confiar en los suyos. Al inicio del último curso Quique González “no era nadie” y acabó el año querido por equipos de Primera. Cuando comenzó la temporada pasada, pocos pensaban que un canterano como Edu Expósito iba a explotar de la manera que lo hizo. Y tampoco se creía que Saúl García fuera a dar un nivel tan alto. Ahora es momento de renovar la ilusión, de llenar el estadio y de animar a cada uno de los jugadores de la plantilla. El camino hacia Primera se empieza en la grada.

Dépor

Edu Expósito, al Eibar | La Voz de Galicia

El cruel final de la temporada pasada ha marcado en cierto modo el escéptico ambiente de la afición blanquiazul durante este verano. La salida de jugadores importantes era un secreto a voces desde la caída en Mallorca, pero ver cómo cambia parte de la plantilla radicalmente provoca que el seguidor del conjunto herculino no esté nada seguro de la consecución del objetivo de este año: el ascenso.

Reestructuración de la plantilla

Y es una situación completamente natural. Los jugadores con los que cuenta esta temporada Anquela poco tienen que ver con los que rozaron Primera División el pasado mes de junio con Pep Martí en el banquillo. En defensa, han abandonado el equipo Domingos Duarte, Pablo Marí y Saúl García, así como en el centro del campo han hecho lo propio Edu Expósito y Pedro Mosquera. Carlos Fernández y Quique González también se han marchado del Dépor durante este mercado estival.

Para suplir estas bajas, Carmelo del Pozo, director deportivo del club coruñés, se ha puesto las pilas. Koke Vegas ha llegado cedido desde el Levante para competirle el puesto a Dani Giménez. El centro de la zaga también tiene nuevos inquilinos: Lampropoulos y Peru Nolaskoain, fichado del AEK de Atenas y cedido por el Athletic Club, respectivamente. La calidad llega con las incorporaciones en el centro del campo, donde han llegado Gaku Shibasaki y Ager Aketxe, ambos en propiedad. Por último, el ataque lo han reforzado Mamadou Koné, para el medio, y Borja Galán, para la banda.

Anquela necesita refuerzos

A pesar de la llegada de estos futbolistas, al Dépor de Anquela aún le faltan varias piezas que tendrá que buscar en lo que queda de mercado. Con el futuro de jugadores como Fede Cartabia y Diego Rolan en el aire debido a sus elevados sueldos, ambas posiciones se antojan clave en la necesidad de refuerzos. Un delantero que compita con Santos y Kone y un extremo que sustituya al argentino.

En el centro del campo es donde más falta hacen nuevos jugadores. A poco para que comience la nueva temporada, el técnico linarense solo cuenta con cuatro futbolistas para tres posiciones. El Dépor jugará este año con un 4-2-3-1, con un centrocampista de contención y robo (Bergantiños o Vicente Gómez), otro de distribución y visión (Shibasaki) y un último de talento, regate, disparo y último pase (Aketxe). No hay ningún tipo de duda de que el conjunto herculino necesita reforzar su centro del campo si quiere competir en una competición tan larga como la Segunda división española.

Posible once del Dépor

En tal contexto el primer once no debe distar mucho del que presentamos bajo estas líneas.

Dépor

Deja un comentario